¿Cuál es el camino más corto al coco y al alma de un cliente?

a) enviar varios mails al día

b) dejar recados en la oficina y en el buzón de voz

c) tener un detalle

d) la línea recta

e) ninguna de las anteriores

Yo digo c). Si tú piensas igual, si eres autónomo, si tienes una pequeña empresa (o grande), este post te puede venir bien.

Los regalos de empresa son una inversión que da sus frutos.

Un detalle a tiempo puede situarte en primera línea, en el top of mind.

Puede ayudarte a arreglar algo si hay algo que arreglar.

Puede abrir una puerta o los ojos de quien más interesa.

Las opciones son muchas y para todos los presupuestos. Pero atención porque, como en el capítulo regalos para invitados de boda, es un sector en el que abundan los artículos “cómo es posible que hagan cosas tan feas”.

Antes de nada, recomendaciones:

  • Como haces siempre al valorar otros aspectos de tu negocio, en este caso TAMBIÉN, piensa en tu cliente.

Parece que obvio este comentario, pero más vale que sobre a que falte.

Ejemplo: si tu cliente tipo son hombres de 50-65 años, no creo que sea buena idea regalar “Kit beauty para el bolso”. Salvo que quieras venderle algo a sus mujeres.

  • Enviar un detalle puede ser una forma muy gráfica de representar el espíritu de tu marca o de tu empresa, tus valores, lo que te caracteriza, lo que te diferencia de tu competencia….

Piensa que puedes personalizarlos con tu logo y tus colores corporativos. Pones tu nombre en ellos y eso es muy serio.

  • Valora el timing. La mayoría de las empresas hacen regalos en Navidad, pero no es condición sine qua non.

Quizás, teniendo en cuenta tu producto o servicios, es más coherente o puede ser más beneficioso aprovechar otra época del año.

  • No hay necesidad de hacer ostentación. Se trata de dar una sorpresa agradable, de arrancar una sonrisa, no de crear un compromiso o de violentar a quien lo recibe.
  • Encargar con la suficiente antelación (teniendo en cuenta la personalización y el reparto) y, por supuesto, ceñirse al presupuesto (más realista). Echa un vistazo al calendario antes de tomar decisiones.

Te paso unas cuantas ideas que seguro no te dejarán en mal lugar.

Cestas gourmet

Empezamos por todo un clásico.

Es imposible no acertar porque la variedad es tan grande que hay para todos los gustos.

Dulce, salado, producto nacional, producto importado, del mar, del campo, con alcohol, alcohol-free, …

Consejo: calidad, originalidad o novedad antes que cantidad.

Regalos gourmet Degustam

Packs beauty 

Otro acierto seguro porque si no es a un miembro de la familia, gustará a otro o a otra.

Dato importante: descuentos por cantidad y posibilidad de personalizar etiquetas.

La Chinata

Regalos solidarios

Se pueden tener pequeños detalles que signifiquen mucho para muchas personas.

¿Has pensado en un regalo solidario?

Fundación Aladina

Tarjetas regalo

Este tema da para tanto que tienes un post enterito dedicado. Pincha aquí

tarjetas-regalo

Para tomar el aire

No dudo que en tu oficina se está divinamente y que tus colaboradores sean felices.

Pero, salir a tomar el aire y cambiar las vistas del despacho o el escritorio, mola.

Se agradece. Y mucho.

¿Por qué no regalar un curso de cocina, una visita guiada a un museo o exposición o un día de actividades más cañeras en mitad del campo? Busca qué hay por los alrededores de tu ciudad.

Y ya de nota: si en la actividad puede incluirse a la familia.

Para promociones a lo grande

En este caso, lo mejor es acudir a empresas especializadas en regalos promocionales.

Tienen todo tipo de artículos y a precios adaptados a grandes producciones. Algunos ejemplos: RegalismaPongomilogoDelfín, …

Piensa que cada vez que tu cliente vea ese detalle pensará en tu empresa o en ti, así que mucho ojo.